En prisión



Dijo el sabio que todos somos reos condenados a penas de muerte irrevocables.
Por eso no importa el lujo o la comodidad de nuestra prisión, ni la amabilidad o crueldad de nuestros guardias, ni la esperanza o el escepticismo ante un posible indulto que jamás llegará. Lo único realmente importante es con quien compartes la celda.
Si el cautivo que está a tu lado es la persona adecuada, las cadenas se rompen, los muros se derriban y puedes volar a través del espacio y del tiempo: su presencia te hace infinito e inmortal. No hay nada, no hay nadie, que pueda retenerte, ni siquiera tus captores o esa sentencia que nunca se conmutará.
Así que te miro a los ojos, mi amado compañero de presidio, y te cojo las manos, para poder darte las gracias, y de forma parecida a la de otro sabio, declarar: «La muerte morirá».*

[*Los sabios son Albert Camus y John Donne]


Texto "En prisión" (abril de 2018), de la Niña del Mar, dedicado a su esposo en el día de su aniversario.


Pintura “Esperanza en una prisión de desesperación” (1887) de Evelyn De Morgan.


La puerta



Quien haya perdido la esperanza y la alegría,
quien ya no tenga fuerzas para nada,
que llame a esta puerta.
No es gran cosa:
no da acceso a templos de saber ni de fe,
ni tampoco al lujo, la belleza o la fama.
Es solo una puerta humilde y desvencijada,
donde el paso del tiempo y las penurias
han dejado innumerables marcas.
Desde lejos se aprecian sus crujidos y grietas:
es una puerta antigua, cansada.
Al que llame, que lo sepa:
al otro lado no le esperan
pasiones de leyenda,
lugares de ensueño,
cofres de riquezas.
Contiene paredes, techo, suelo,
algunas risas y muchas lágrimas.
Pero la puerta es eterna y sabia.
Y el miedo, el rencor,
la envidia, la rabia…
desparecen al cruzarla.
Si careces de ilusión y energía,
si crees que todo es en vano,
apresúrate y llama.
Hazlo suavemente, sin dogmas,
sin violencia, sin intolerancia…
…Y tuyo será el único don humano:
sentir a otro colmando tu alma.


Poema "La puerta" (abril de 2019), de la Niña del Mar, dedicado a su esposo en el día de su aniversario.


Pintura “Pesimismo y optimismo” (1923) de Giacomo Balla.


O Fortuna



llevo tu corazón en mí (lo llevo en el mío)
nunca estoy sin él (tú vas dondequiera
que yo vaya, amor mío; y cuanto yo hago
lo haces tú también, mi vida)
no temo
al destino (pues mi dulce destino tú eres),
no deseo ningún mundo (pues radiante tú eres mi mundo,
mi verdad) y tú eres todo lo que la luna siempre
ha sido, y todo lo que el sol siempre cantará eres tú
he aquí el más profundo e ignorado secreto
(he aquí la raíz de la raíz y el brote del brote y el cielo del cielo
de un árbol llamado vida; que crece más alto de lo
que un alma puede esperar o una mente, ocultar),
y es el prodigio que gobierna a las estrellas
llevo tu corazón (lo llevo en el mío)

E. E. Cummings

Versión de Elisenda N. Frisach.


Poema escogido por la Niña del Mar para su esposo en el día de su aniversario.


Pintura “O Fortuna” (2013) de Dan Colen.


Renunciar




«Allí íbamos a buscar a tientas nuestra felicidad, que el mundo entero amenazaba, rabioso. Nos daba vergüenza aquel deseo, pero, ¡no podíamos dejar de satisfacerlo! Es más difícil renunciar al amor que a la vida.»

Fragmento de la novela 'Viaje al fin de la noche' (1932) de Louis-Ferdinand Céline.


Dedicado en el día de su aniversario a mi amada esposa, mi cómplice alma contra el rabioso mundo...


Fotografía extraída del libro 'Every Day As A Child' (2004), formado por las instantáneas que realizó  la artista Rinko Kawauchi para la película 'Nadie sabe' (Nobody Knows/Dare mo Shiranai), del cineasta Hirokazu Koreeda.


Canción 'Prisoner Of Love' (1999), de la banda Tin Machine.




Hálito




«Anticuado
Actual
La muerte gobierna
Ensalzando nuestras vidas

Actual
Anticuado
El amor reina
Avivando la existencia.»


Poema "Territorios del hálito III. Siempre", de Andrée Chedid.


Dedicado en el día de su aniversario a mi amada esposa, en cuya existencia encuentro el sentido.


Imagen parcial de la obra 'Pinos en la niebla' (periodo Azuchi-Momoyama, siglo XVI), de Hasegawa Tohaku.
Museo nacional de Tokyo, Japón.


Pieza musical 'Solari' (2017), de Ryūichi Sakamoto.




Refugio




«El amor es el anhelo de abrazar a una persona con fuerza y estar en el mismo lugar que ella. El deseo de abrazarla dejando fuera al mundo entero. La nostalgia del alma de encontrar un refugio seguro.»
Orhan Pamuk


Dedicado en el día de su aniversario a mi amada esposa, mi refugio en el camino, mi pórtico al universo...


Pintura 'El abrazo' (1966), de Rafael Canogar.


Canción 'You're All I Need To Get By' (1971), interpretada por Aretha Franklin,  acompañada por The Royal Philharmonic Orchestra.